• Latest News

    3 de septiembre de 2015

    ¿AMAR ES PECADO? Capítulo LXXVI

    #AMORESLARESPUESTA
    Luigy Vissuet


    Sus días de descanso cambiaron, si de por sí era muy feliz al estar con su madre, ahora con la incorporación de sus hermanos aquello era una fiesta semanal. Veinticuatro horas andaban juntos, desde que Antares salía de trabajar los domingos hasta que se iba al Conservatorio los lunes por la tarde noche.

    Esa forma de vida duró por dos años, al cabo de ese tiempo la vida de Antares dio un vuelco de trescientos sesenta grados. La gran oportunidad que estaba esperando, por fin se presentó: un amigo de Enzo conocía al dueño de un bar de prestigio donde había música en vivo y lo podía conectar.



    En el transcurso de esos dos años la reuniones se dinamizaron. Empezaron a asistir, también, las novias de los gemelos. Antares no quería tener novio aún, pero de vez en vez invitaba a algún amigo o amiga. En ocasiones los gemelos también invitaban a amigos y estos a sus novias. Los domingos eran abiertos, la fiesta se armaba indistintamente en la casa de Etna o en la de los gemelos o en la de Antares. Los lunes eran religiosamente para ellos cuatro, los gemelos adaptaron sus horarios, y siempre la pasaban en casa de la mamá.

    En una ocasión Enzo invitó al amigo en cuestión. Parte de la tertulia dominical era que Antares los deleitara con su melodiosa y cada vez mas educada voz. El amigo quedó gratamente sorprendido con la interpretación del cantante y le ofreció platicar de él con su amigo propietario del bar.

    A la siguiente semana le llamó para decirle que ya había hablado con su amigo y que pronto le harían una audiencia que él le avisaba. Dos viernes después, le llamó. Antares se hallaba aún en el Conservatorio de Música, hacía tiempo que había terminado sus cursos de canto y ahora estudiaba piano y composición. El amigo le dijo que tenía que presentarse en el bar inmediatamente. El cantante estelar estaba ahogado de borracho y no podía ni hablar, ni mantenerse en pie siquiera.

    Antares salió corriendo, no se hallaba muy lejos del lugar pues tanto el Conservatorio de Música como el Bar estaban en la zona de Polanco, no obstante se fue en taxi.

    Sin más tramite se subió al escenario. Cantó baladas románticas clásicas en español. El público no lo conocía y desde luego que en un principio se hallaba reticente pero al oírlo cantar la gente se cautivó y se entregó totalmente al cantante. Antares había nacido para dominar el escenario, sin ensayo previo se coordinó a las mil maravillas con los músicos, con las chicas del coro, prendió a la gente como si fuera un experto, todavía se dio el lujo de lanzar una canción de su autoría que el público se la festejó a rabiar y terminó cantando el coro con él y pidiéndole otra más.

    El debut fue apoteósico, para el empresario no pasó desapercibida la intuitiva y natural maestría con la que manejó la escena. No parecía que fuera su primera vez. José Miguel, el amigo de Enzo, se hallaba radiante. Esa noche Antares quedó contratado por una temporada de un año. Esa misma noche quedó plasmada, en el papel, una sociedad tripartita entre el empresario, el cantante y José Miguel que a partir de ahí se hizo su representante; era abogado y muy hábil pero en su vida había sido representante de artistas. Esa noche debutaron ambos con éxito rotundo y fue sólo el inicio de una carrera por demás ascendente.

    Continúa 




    Amor es la respuesta


    Sígueme en:

    Facebook/Luigy Vissuet
    Twitter/@luigyvissuet
    Google+/luigy vissuet

    luigyvissuet@loveandproductivity.com


    • Blogger Comments
    • Facebook Comments

    0 comments:

    Publicar un comentario

    Agradecemos sus comentarios y esperamos contestarlos todos en caso de que algún comentario no se contestado hagannoslo saber via e-mail a: comentarios@loveandproductivity.com

    Item Reviewed: ¿AMAR ES PECADO? Capítulo LXXVI Rating: 5 Reviewed By: LYP
    Scroll to Top