• Latest News

    2 de septiembre de 2015

    ¿AMAR ES PECADO? Capítulo LXXV

    #AMOR ES LA RESPUESTA
    Luigy Vissuet


    Fue un día único e irrepetible. De hecho todos los días son únicos e irrepetibles pero el estar sumidos en nuestros problemas nos impide apreciarlo.

    Etna fue la primera en llegar, pidió un aperitivo. Como ya había ido en otras ocasiones a comer ya tenía la clave del WI FI del restaurante. Se puso a enviarle correos a diversos clientes y a checar sus diversas redes sociales.

    Quince minutos después llegaron los gemelos, aunque cada quien llegó en su carro y venían de diferentes lugares, por algún misterio que sólo conocen los que tengan algún gemelo, siempre llegaban al mismo tiempo.



    Etna no le había comentado nada a Antares. Él estaba metido en la cocina como cualquier otro día, verificaba que todos los platillos salieran con la mejor de las presentaciones. De repente entró el Capitán de Meseros y le dijo que afuera estaban su madre y dos muchachos esperándolo en una mesa.

    Puso cara de extrañeza. No tenía ni la más remota idea de quiénes podrían ser los acompañantes de su madre. Se imaginó que tal vez eran dos de los instructores del negocio de ella o dos clientes o dos amigos. Finalmente era una mujer divorciada de menos de cincuenta años y aun muy guapa, con una figura y una salud a toda prueba.

    No pudo distinguir a los acompañantes de su madre sino hasta haber llegado a la mesa... ¡No podía creer lo que sus ojos estaban viendo! En un principio vaciló, no entendía porqué estaban ahí, no sabía si habían ido a reclamarle algo.

    El lenguaje corporal de sus hermanos le demostró que iban en son de paz. Hubo un compás de espera que pareció toda una eternidad. Enzo corrió hacia Antares y lo abrazó pidiéndole perdón, Antares lo abrazó sin rencores, sin poses, con el mismo amor de siempre. Acto seguido, Erso hizo lo mismo y acabaron los tres abrazados, llorando a lágrima viva. Etna se unió al grupo. Parecía un concierto de risas y llanto.

    Se juraron amor eterno. Para Etna, era el día más feliz de su vida; para los gemelos, era el día de la redención de sus pecados; para Antares, era algo superior: sintió que jamás, a partir de ese instante, habría nada ni nadie que lo derrumbara. La fuerza que le habían inyectado sus hermanos era un poder que lo hacía indestructible.

    Podía proclamar su homosexualismo al mundo sin ningún tipo de temor. Ya no mas traumas, ya no mas miedo a ser juzgado, ya no mas temor de ser discriminado o segregado.

    El amor de sus hermanos había transformado su vida para siempre.

    Continúa 


    Amor es la respuesta


    Sígueme en:

    Facebook/Luigy Vissuet
    Twitter/@luigyvissuet
    Google+/luigy vissuet

    luigyvissuet@loveandproductivity.com


    • Blogger Comments
    • Facebook Comments

    0 comments:

    Publicar un comentario

    Agradecemos sus comentarios y esperamos contestarlos todos en caso de que algún comentario no se contestado hagannoslo saber via e-mail a: comentarios@loveandproductivity.com

    Item Reviewed: ¿AMAR ES PECADO? Capítulo LXXV Rating: 5 Reviewed By: LYP
    Scroll to Top